Gonzalo Arango Arias (Andes, 18 de enero de 1931 – Gachancipá, 25 de septiembre de 1976 fue un escritor, poeta, periodista, prosista y dramaturgo colombiano. En 1958 fundó el nadaísmo, movimiento artístico y literario de vanguardia, de repercusión nacional y continental, que, influido por el existencialismo francés, el surrealismo, el dadaísmo, la generación Beat, y otras de las principales vanguardias artísticas, intentó romper con la literatura, la cultura y la moral tradicional.

Encontró en la música norteamericana y del Caribe de la década de 1960 un léxico renovado, el humor agudo, la amplia ironía, y el escenario urbano para situar la obra literaria y la crítica a la sociedad. A este grupo de artistas y escritores se unieron muchos jóvenes, que fueron inspirados a su vez por el muy singular Fernando González Ochoa, «filósofo de Otraparte».

Su vida está llena de contrastes y contradicciones que pasan de un abierto ateísmo a un intimismo espiritual, y de un espíritu crítico de la sociedad de su tiempo, expresado desde el Primer manifiesto nadaísta (1958) hasta las posiciones místicas del último período.

Arango murió en un accidente automovilístico en 1976.